martes, 14 de junio de 2016

Reseña: París 2041 - Ezequiel Szafir - 2016


Tras días, quizá semanas de estar inactivo en esta grandiosa plataforma, les vengo a traer una reseña que ya merecía un espacio en el blog. Estoy hablando de, como dice en el título, París 2041 del autor, vicepresidente de Amazon Europa, Ezequiel Szafir. 

Título: París 2041
Autor: Ezequiel Szafir
Editorial: Ediciones B
Año de publiación: 2016
Págs.: 338
  
SINOPSIS

París, año 2041. Una Europa dividida, y dormida, cae en manos de dictadores fascistas tras una década de depresión económica y radicalismo islámico. Tres amigos de la nueva Resistencia francesa luchan contra un régimen totalitario que reedita el pasado nazi.
Ambientada en un futuro incómodamente cercano, París 2041 es un canto al multiculturalismo que incluye los pilares de toda buena novela: intriga, romance, amistad, acción y una mirada nueva sobre una ciudad emblemática.

Ezequiel Szafir te trasladará a una realidad de la que ya no podrás regresar. Una vez hayas estado allí, verás el presente con otros ojos, y las vidas de sus protagonistas te acompañarán durante mucho tiempo.

INTRODUCCIÓN

Siempre he tenido un enorme problema al no saber cómo reflejar la emoción, el gusto y el disgusto en lo que son mis reseñas escritas, por eso siempre intento ser muy directo y concreto.

Parece ser que me he topado constantemente con buenos libros cuya lectura es una aventura constante en cada recorrer horizontal de mis ojos. Leer es un placer para quién se abre a este mundo, pero es más intenso cuando el lector y el libro establecen íntima relación juntos. Cuando cada palabra se convierte en experiencia imaginaria, algo fundida con la realidad.

París 2041 es un libro que, más que contemplar una gran historia, contempla un posible futuro y, en cierto modo, un presente nada distante a lo que ocurre en la historia.

 

Agradecimiento: Un inmenso abrazo a Edicions B Colombia por el ejemplar. Cada ejemplar suyo en mi estantería ha sido una grata experiencia lectora.

¿DE QUÉ VA EL LIBRO?

Como se puede ver en la sinopsis o descripción del libro —deberé aferrarme a ella para no hablar lo que no debo y estropear luego la lectura para ustedes—, nos encontramos con una Europa dividida, la cual se vuelve un objeto de fácil manipulación para dictadores fascistas que llegan tras años, en este caso una década, de depresión económica y radicalismo islámico. Para ser más objetivo, la historia tiene su fundamento y transcurso, la mayor parte, en París. Aquí existen dos zonas, una de ellas denominada «La Zona Libe» que es donde residen aquellos considerados falsos franceses, entres esos están los Musulmanes. Las personas viven bajo la intimidación y vigilancia de drones, en su mayoría equipados con armas letales para cualquier eventualidad que vaya en contra de las ideas impuestas por el partido a aquella ciudad que un día marcaba la luz del amor en el mundo.

Esto es revivir un episodio conocido por el mundo, pero que parece llevado más al olvido, es el régimen Nazi. Aquí surge un lema fuerte de «superioridad», llevando un concepto de lector entre verdaderos franceses y falsos franceses. Pero a toda injusticia le deberá llegar su día. A las dictaduras les lloverá el inconformismo que viene representado en enormes tormentas de rebelión. La masa se convertirá algún día en el poder, pero, para ello, la unión, el esfuerzo y el apoyo es aquí el más importate papel de superación de crisis. Nos toparemos con tres amigos que conforman un grupo revolucionario llamado La nueva resistencia francesa, el cual se conforma con el fin de luchar contra aquel régimen totalitario.

Antoine, es uno de los amigos que junto a Nicholas y Farida, se convierten en un equipo que arriesga sus vidas con el simple hecho de lograr el sentimiento de libertad. Farida se encuentra en la Zona Libre, ese es su hogar desde que el régimen tomó pocesión. Nicholas es un reconocido periodista bajo un pesudónimo, un periodista que prefiere el anonimato. Para poder ingresar a la Zona Libre se necesitan unas tarjetas de acceso que las da el partido a sus seguidores y, en especial, a periodistas y sus camarógrafos.En este caso Antoine y Nicholas logran obtenerlas y así poder fortalecer la comunicación directa con Farida para el plan que tienen en mente. Algunas de las mercancías representaban explosivos que no eran tan notorios, por eso, si los llegaban a detectar, podría significar también su última visita a la Zona libre y posiblemente la última en su vida.

Surge algo muy repentino y es el amor entre Antoine y Farida, el cual cada pensamiento significaba un nivel o un grado mayor de atracción y lo que se volvería ahora un objetivo mezclado con el de la revolución para Antoine. Sentía que amaba a Farida sin siquiera conocer su rostro. El amor entra a la historia, sin abandonar el verdadero ser de ella: Búsqueda la libertad, pero ahora arriesgando la vida como un amor.

De ahí en adelante, empiezan a surgir varios acontecimientos que van representando muy bien el avanzar de la historia. Cada acontecimiento es una incógnita, y a veces un evento de gran interés.

En términos globales, eso trata el libro. No he querido ser tan específico, pues este libro puede prestarse para hablar de lo que no quieren leer. No sé si me ha pasado a mí solamente, pero este libro se ha vuelto difícil para poder decir de qué va por miedo a hablar de más.

OPINIÓN

Expectativa. Son las expectativas las que nos llevan a parar en miles de historias con sobredosis de ilusión y, muy pocas veces, la realidad se convierte en frustración y decepción. Mis expectativas fueron altas, con el simple hecho de tener en mi estantería aquella portada, la cual está muy bien construida, y a mi opinión, muy del agrado visual. No sólo cabe resaltar la buen labor de la portada, sino también el contenido que resaltaba en su subjetiva descripción. Hay algo distinto en este libro que otorgaba aquel plus generador de ilusiones y es la recomendación por reconocidos autores, algunos de estos son: John Katzenbach, autor de El Psicoanalista; Juan Gómez - Jurado, autor de La leyenda del ladrón y Manel Loureiro, autor de El último pasajero. ¿Cómo no ilusionarme si reconocidos autores nos lo recomiendan? También aplaudo mucho a una frase que en un abrir y cerrar de ojos te hace querer el libro: «Ezequiel Szafir te trasladará a una realidad de la que ya no podrás regresar».

Es verdad lo de la anterior frase. No es que nos traslademos y no volvamos a nuestra realidad, sino que, más bien, relacionamos hechos actuales y cerramos posabilidades de un regreso a la normalidad. Todo se centra en Europa, más los ataques del estado islámico... ¿qué está pasando hoy en el mundo? Posiblemente sea hoy un leve presente y mañana un futuro ya experimentado para el lector. No estamos lejos de llegar a la realidad de la historia del libro.

Una vez definidas las expectativas, uno supone que la realidad suele ser distinta. Aquí quisiera tocar varios temas, dando comienzo a:

Los personajes: La mayoría del éxito en una historia se debe a los personajes, aquellas construcciones físicas imaginarias literarias, que con en base en una descripción detallada del autor, se figura en la mente del lector de una manera única. Aquí, en el libro, los personajes tienen una rutina no alejada de la realidad ni de la historia. Cada uno con su vida, pero con la mente en su objetivo. No todo el tiempo son uno, ni el resto son todos; cada quién sigue su rutina sin olvidar el objetivo en la mira. Hay que resaltar algo y es el repentino querer de Antoine para con Farida, aquel que, sin siquiera ver su cara, cree representar la pureza del amor, todo basándose en la profundidad de la mirada de Farida. Supongo que a todo esto no le vi mucho interés. La verdad vi al amor como un segundo plano en la historia, esto se debe a que no soy mucho de amor en los libros, intento evitar ello. Pueda que yo no le vi el toque interesante, aunque al final sí, pero puede que otros lo vean en el comienzo.
Esto es cuestión de gustos.

El contenido fue de mi interés, y sé que será de muchos más, pues podemos encontrar en la sinopsis, más los comentarios de los autores, que no es un libro para pasar por alto. Siendo sincero, soy un adicto a la historia Bélica y todo respecto al régimen Nazi, es por ello que me llamó más la atención cuando vi reflejado que aquel régimen de la historia, reeditaba el antiguo pasado Nazi. Hay que aclarar que hubo ciertos momentos en los que la lectura se volvió lenta debido a que la rutina de Antoine me sacaba a veces del hilo normal de la lectura, pero aún así doy buena recomendación del contenido. Una historia que cumple lo que promete, detalles así no la afecta mucho.

Había leído anteriormente algunos comentarios que decía que este libro es de contenido similar al libro de George Orwell, 1984. Aunque siendo sincero, el libro 1984 no lo he leído, tampoco tengo derecho a juzgar así. Pueda que exista una que otra similitud, pero los tiempos son distintos y supongo que los acontecimientos también.

La lectura, ¿pesada o liviana? Supongo que deberé citar a un blog amigo,
Libros que hay que leer: «El libro no deja de ser un thriller y, por ello, tiene mucho ritmo y su lectura resulta muy ágil.» y coincido con ello. El libro no duró en mis manos más de cuatro días. A veces las ansias por leerlo y seguir la historia, me permitían trasnochar con él. Como dice una parte de la descripción del libro «...Las vidas de sus protagonistas te acompañarán durante mucho tiempo» y eso pasó. No solo me acompañaron en la lectura, sino, además, hoy forman parte de la memoria y la experiencia imaginaria y casi real. Es Szafir el que con su cuidada manera de escribir nos permite la agilidad al leer.  

CONCLUSIÓN: ¡RECOMEDADO!

Un libro de cuidada escritura y fácil lectura con un tema cercano a la realidad deberá llevarse a la recomendación para quienes busquen su próxima lectura. También es un libro que no requiere de mucha información en esta reseña, pues el mínimo detalle vale también para ir más allá de un resumen dando sin intención «Spoilers».

Siempre reflejo el tema de los gustos y es que hay libros que no son leídos porque a una sola persona no agradó. No veo justificable esto, los gustos son diversos y los entendimientos también.


8 comentarios:

  1. Hola, buena reseña... aunque un pequeño consejo: cambia la lastra. Tal vez sea yo la ciega pero es que esta letra dificulta mucho la lectura.
    Igualmente, muy bonito tu blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola. Muchas gracias. Inmediatamente iré a cambiarla. Gracias por el consejo también.

      Eliminar
  2. Hola Gus, creo que tu reseña es más profunda en muchos aspectos, yo simplemente organice *intente* lo que me hizo sentir, pero que bueno que a los dos nos gustara!
    Besos!
    Ataque Friki

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Vane! Gracias por leerte esta reseña. Vi que coincidíamos bastantes, y es grandioso toparse con reseñas como la tuya, pues dan una imagen más clara de lo que es el libro.

      Eliminar
  3. Gran reseña y es tan cierto como las cosas hoy pueden parecer algo normal, sin embargo puede desencadenar un futuro como el que nos pinta el autor, mucho para reflexionar...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Alisson. Estamos expuestos a que la ficción se haga realidad. Gracias por leer esta reseña que preparé con detenimiento para ustedes. Es difícil dar una opinión e introducción de un libro que lo único para lo que se hizo fue para leerlo y no comentar tanto de él. Abrazos.

      Eliminar
  4. Llegué a tu blog de casualidad desde Guudreads, gracias a un topic donde la gente dejaba links a sus blogs.
    Me di una vuelta pro distintas entradas y WOW me encanta que tus reseñas sean tan completas. Me cuesta encontrar bloggers que sepan desdoblar los aspectos que conforman un libro.
    Te felicito =)

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Nathalia. Muchas gracias por aquellas palabras que motivan a seguir en esta hermosa labor de leer y entregar a ustedes y a muchos lectores una opinión que pueda garantizar una placentera lectura. Abrazos.

      Eliminar

Agradezco inmensamente su apoyo y sus comentarios. Cabe resaltar que, para no tener inconvenientes, no se permite el spam, para ello hay una entrada especial. ¡Abrazos!